Fotografiar la Via Lactea 1º parte

¿Qué es la Vía Láctea?

La Vía Láctea es la galaxia a la que pertenece nuestro sistema solar y cuando hablamos de “fotografiar la Vía Láctea”, en realidad nos estamos refiriendo a su parte más brillante. Su brillo se debe a la cercanía a nuestro centro galáctico, el hogar de una gran cantidad de gas, estrellas y polvo interestelar.

Via Lactea

Via Lactea

 

¿Cuándo y dónde puedes fotografiarla?

Para empezar a ver la Vía Láctea a simple vista, es necesario alejarte de los lugares con mayor contaminación lumínica, como las ciudades y los centros de población. En resumen, la mejor manera de observar  es ir lo más lejos de fuentes de luz urbanas, como en las montañas o en una zona muy despoblada. También debes tener en cuenta la luna y sus fases, ya que cuando la luna llena brilla en el cielo es muy difícil distinguir las estrellas de la Vía Láctea, debido a su fuerte brillo.
Por supuesto la montaña es uno de los lugares más populares para fotografiar nuestra galaxia, así como alejarse de los centros de población al aumentar nuestro grado de aislamiento de las fuentes de luz urbanas.

El mejor momento para fotografiarla es sin duda de junio a agosto, cuando podemos observarla  durante la mitad de la noche, pero en base a la época del año podemos fotografiarla en diferentes momentos, desde abril a mayo es visible justo antes de la salida del sol y de septiembre a octubre es visible justo después de la puesta del sol. Este 2 de agosto sera “luna nueva” ideal por la falta de luna.
Para evitar caer en el error, puedes utilizar una aplicación llamada Star Walk, que se utiliza para obtener información precisa sobre la posición y el movimiento de las estrellas en la noche y la mayoría de todo lo que se puede ver cuándo y dónde estara la Vía Láctea, o la Luna o cualquier otro cuerpo celeste en el cielo incluso en una fecha programada. Fácil de usar y muy interesante!

¿Qué necesito?

A diferiencia de lo que tenemos que hacer normalmente en las fotografías normales, para fotografiar la Vía Láctea  tenemos que utilizar un ISO  algo más grande. Para obtener los mejores resultados se necesita un cuerpo de cámara que no cause demasiado ruido con ISO 3200 o 6400 que es lo que se suele utilizar para fotografiar el cielo.

En segundo lugar se necesita un objetivo gran angular luminoso (voy a explicar por qué): cuanto más corta sea la distancia focal mas segundos podras exponer, la apertura máxima también es esencial, que será como mínimo de f / 2,8.
Para empezar, podeis probar un Samyang 14 mm f / 2,8, que es una gran óptica y cuenta con un inmejorable relación calidad-precio.
El trípode, aunque obvio es por supuesto obligatorio y un control remoto para el disparo a distancia es sin duda otro gran aliado para la fotografía nocturna, sin embargo, en caso de no tener uno, el disparador automático tambien está bien.

Cómo configurar el disparo

Antes de comenzar con los diferentes ajustes para la cámara, quisiera que observes un momento  esta pequeña fórmula, que te permitirá obtener el máximo número de segundos que puedes exponer:

500 / focal = segundos máximos de exposición

Para obtener las estrellas en forma de puntos en tu foto debes dividir 500, que es una constante, por los milímetros de tu distancia focal, obteniendo así el máximo número de segundos que puedes dejar el obturador abierto.

Una vez calculado el número de segundos de obturación máxima, te encontrarás cara a cara con tu cámara.

Aquí te muestro cómo configurar la cámara en 3 sencillos pasos:

La composición: la noche no es fácil para componer una fotografía, sobre todo si es muy oscura. Si la oscuridad no es total,  utiliza tus ojos en la oscuridad (se tarda 15-20 minutos), utiliza el visor, sera mas util que el live-view de la camara.

Enfoque: otro pequeño dolor de cabeza es el foco, ya que no todas las opticas enfocan un punto distante (como las estrellas) después de girar el anillo de enfoque a infinito. Entonces tenemos que hacer un par de disparos de prueba y ajustar el enfoque hasta encontrar el adecuado que se pueda ver mediante la ampliación de la imagen realizada;

ISO alta: como se explica anteriormente, la sensibilidad ISO se debe establecer entre la ISO 3200 o 6400, dependiendo de la condición más o menos brillante en el cielo, y se basa en el comportamiento de tus cámaras a ISO altos.

Listo para la segunda parte? en breve…

Esta entrada fue publicada en Tecnica Fotografica y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *